Masajes

Los masajes otorgan diferentes beneficios a la salud según la implementación de las variadas técnicas.

Clickeá en la técnica deseada para ver más información

Como su propio nombre indica, el masaje localizado es un masaje que se aplica en una determinada zona del cuerpo. Este tipo de masaje suele tener una duración algo inferior al masaje general. Las zonas más comunes donde se aplica este tipo de masajes son hombros y espalda, cabeza, etc.

Duración: 30 minutos aproximadamente.

El masaje se realiza encima de la contractura, realizando movimiento de dispersión en diferentes sentidos hasta conseguir eliminarlos y después repasar todas las demás musculaturas y normalizarlas hasta recuperar las cadenas musculares.

Duración: 50 minutos aproximadamente.

La reflexología, reflexoterapia o terapia zonal es la práctica de estimular puntos sobre los pies, manos, nariz u orejas (llamados «zonas de reflejo»), el masaje tendría un efecto beneficioso en un órgano situado en otro lugar del cuerpo.

Duración: 30 minutos aproximadamente.

El drenaje linfático es un masaje que se realiza mediante suaves presiones y movimientos de bombeo, para empujar las toxinas y los líquidos retenidos hacia los vasos linfáticos para que el organismo los elimine mucho más rápido. Ayuda a reducir la celulitis consiguiendo una verdadera desintoxicación de nuestras células.

Duración: 50 minutos aproximadamente.

Esta terapia combina el masaje tradicional con la aplicación sobre la piel de piedras a distintas temperaturas, para facilitar que fluya la energía vital y aliviar así trastornos físicos y emocionales.

Duración: 50 minutos aproximadamente

El tratamiento con vendas frías y gel criógeno es, decididamente, ideal para el verano. Este método reductor y modelador del cuerpo tiene además otras interesantes cualidades, como, aliviar a las piernas cansadas y prevenir las várices. El gel criógeno tiene un efecto refrigerante local que se potencia al colocar vendas frías sobre la piel untada con el producto.
Es un mecanismo que ayuda a reducir celulitis y modelar las zonas tratadas. Al descender la temperatura de la piel a un nivel profundo, se activa la acción metabólica gracias a una mayor actividad sanguínea.

Beneficios del tratamiento con gel criógeno:
Reducción de la celulitis y piel de naranja
Tonificación de la piel
Mejora del aspecto general del área
Modelar la silueta
Activar la circulación
Favorecer el drenaje linfático

Duración: 50 minutos aproximadamente

El Reiki ayuda al cuerpo en su habilidad natural de curarse. Le da vitalidad, restablece el equilibrio espiritual y energético a todos los niveles. Durante un tratamiento, se siente una relajación profunda, una gran sensación de paz. Muchas personas se quedan dormidas, cosa que no influye para nada en el resultado final, algunas siente un cosquilleo, calor o frío en diferentes partes del cuerpo según fluye la energía, otras personas ven colores, experimentan una sensación de "flotar" o sienten emociones que salen a la superficie.

Duración: 50 minutos aproximadamente.